Estaciones experimentales universitarias enfrentan el abandono y destrucción

Las Estaciones Experimentales en Venezuela han sido duramente golpeadas por el hampa, la falta de recursos y ausencia de personal, sin embargo, existen otras aristas que se suman al mal funcionamiento de los recintos universitarios como la afectación a la educación de calidad en el plano ambiental.

Miguel Linares, investigador de la Universidad de Los Andes y Coordinador del proyecto de Universidades y Ambiente de Aula Abierta, aseguró que las Estaciones Experimentales viven en abandono, entre otras causas, por la falta de transporte público que garantice el traslado de los trabajadores, además, por el deterioro de los equipos de mantenimiento para conservar las áreas.

“La afectación se genera desde la misma dificultad que mantienen estudiantes, docentes e investigadores y personal administrativo de apoyo para trasladarse a las estaciones para el desarrollo de sus actividades de campo; actividad que se ha visto imposibilitada debido al mal estado y funcionamiento de las unidades de transporte (…), a eso le podemos sumar el deterioro de las instalaciones y equipos por falta de mantenimiento”, dijo Linares.

Todo esto se deriva de la falta de recursos para funcionamiento y sostenimiento de las universidades, que no solo afecta la educación de calidad a la hora de formar profesionales competitivos, sino que representa una violación a los derechos humanos.

“La crisis por la que atraviesa el sector universitario, producto de la asfixia presupuestaria, bajos sueldos para su personal y una inflación galopante, ha afectado negativamente el funcionamiento de las estaciones experimentales y por ende su operatividad, limitando enormemente el acceso a insumos, reposición de equipos y suministros de servicios para llevar a cabo sus funciones básicas, socavando y debilitando gradualmente el desarrollo de la actividades docentes, de investigación y extensión”, manifestó Linares.

Linares reseñó que esta situación se ha visto marcada por la diáspora universitaria, debido a la baja calidad de sueldos, la gran cantidad de robos de equipos, vandalismo descontrolado por falta de seguridad e invasiones continuas que destruyen áreas importantes de conservación dentro de las instalaciones, lo cual se incrementó luego de la emergencia sanitaria declarada en Venezuela en marzo del 2020 por la pandemia de la Covid-19.

Deterioro e impacto al medio ambiente

En las estaciones experimentales universitarias se llevan a cabo actividades estratégicas y elementales de la docencia, investigación y extensión. El impacto general al medio ambiente es generado por los ataques del hampa a las instalaciones, a eso se le suman las invasiones descontroladas que sufren las áreas, reflejadas en la ocupación de espacios importantes para la conservación, investigación y el desarrollo.

Linares destacó que “las consecuencias de estos escenarios se reflejan en el desarrollo de una tala indiscriminada de especies forestales que suministran importantes servicios ecosistémicos, sacrificios de especies animales, no solo destinadas a la investigación, sino con fines socioambientales, usos no permitidos en esas áreas destinadas a la conservación (…), sin duda alguna, estos actos son en perjuicio al medio ambiente”.

Las estaciones experimentales de las universidades también cumplen una misión socioambiental, pues son parte de un ecosistema y éste, en su gran mayoría, está vinculado a comunidades que residen en la periferia de los espacios académicos, las cuales se encuentran constituidas por familias con necesidades básicas.

“Es en estos espacios universitarios donde se generan importantes proyectos de impacto socioambiental, a través del estudio y aprovechamiento consciente y controlado de los recursos naturales con los que cuentan, en estos proyectos coinciden sinérgicamente labores conjuntas entre la universidad y las comunidades para la conservación con fines de sostenibilidad y sustento ambiental con fines productivos”, reseñó Linares.

Los retos que deben enfrentar las estaciones experimentales universitarias y las comunidades que hacen vida en sus adyacencias, es parte de la temática que se abordará el próximo 28 de junio, a las 10:00 am, en foro virtual “Las Estaciones Experimentales Universitarias Venezolanas en Pandemia: Una Visión desde los Derechos Humanos y la Agenda 2030”. Este evento se realizará como parte del proyecto de Universidades y Ambiente. El registro se encuentra en las cuentas de twitter e instragram de @aulaabiertave.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *